Universidad de Sevilla. Oficina de sostenibilidad.

Contra el calor... más arboles y agua

Imágenes



Calle Virgen de Luján. Raúl Doblado (ABC)

Calle Virgen de Luján. Raúl Doblado (ABC)

20/07/2012



Contra el calor... más arboles y agua

El director de la Oficina de Sostenibilidad de la US apuesta en ABC por una ciudad que luche contra el Cambio Climático

¿Por qué hace 1.200 años los árabes ya se amparaban en la arquitectura para evitar el daño solar haciendo calles estrechas como el barrio de la judería?», se pregunta el prestigioso dermatólogo Julián Sánchez Conejo-Mir.

 

«Estudios demuestran que en una calle con sombra y otra sin árboleda la temperatura baja hasta diez grados», afirma el catedrático de Ecología de la Universidad de Sevilla, Manuel Enrique Figueroa.

 

«En el diseño de las ciudades no se maneja el criterio de colocar árboles en los sitios que proyectan sombras», advierte el presidente del Colegio de Arquitectos de Sevilla, Ángel Díaz del Río.

 

Hablan los expertos de lo que fácilmente se comprueba por las cada día más calurosas calles de Sevilla.

 

El tan traído y llevado cambio climático ya está aquí y la ciudad no está preparada. Porque ¿ha notado lo difícil que es encontrar una fuente por la calle en la que beber agua? ¿o una de adorno que tenga surtidores con ese ruido al caer que tanto agrada? ¿ha necesitado alguna vez parar el coche bajo una sombra para hablar por teléfono o buscar un documento? ¿y pasear por la calle Virgen de Luján que hace poco la han reurbanizado después de construir el aparcamiento subterráneo?

 

En Sevilla no hay sombras ni agua ni surtidores, aunque hace poco, durante la Expo sí se creó un microclima para que bajaran las temperaturas. Ahora, ni siquiera hay un plan estratégico que atraiga al turismo y haga la vida más agradable a los sevillanos.

 

Eso al menos reclama al Ayuntamiento Figueroa, que también es director de la Oficina de Sostenibilidad de la Universidad de Sevilla, autor de numerosos estudios sobre espacios verdes y coautor de un libro en el que, entre otras cuestiones, expone 707 medidas para luchar contar el cambio climático desde la ciudad.

 

Sigue leyendo aquí

Artículo completo en PDF